Ciudad de Cusco

Si aún no has tenido la oportunidad de visitar la sorprendente ciudad del Cusco, la cuna del Imperio Inca, te daré un paseo por sus más hermosos y atractivos lugares.

A través de las siguientes líneas irás recorriendo los espacios más frecuentados y emblemáticos de Cusco, que te impregnarán de historia y cultura, motivándote a recorrerlos personalmente en el futuro más cercano.

Lugares atractivos y maravillas del Cusco

todo sobre machu picchu

Comencemos por el casco central de Cusco, el punto cumbre de la historia del imperio Inca y patrimonio cultural declarado por la UNESCO.

Recordemos que los Incas en su época poblaron este lugar y lo declararon su capital, por lo tanto, el recorrido por el centro de Cusco, es una obligación turística de gran riqueza cultural.

Lugares turísticos cerca de Cusco

1. Plaza de Armas de Cusco, Plaza de Regocijo y Plaza de San Francisco.

Durante el Imperio Inca se llamó la plaza del llanto lo que hoy es la Plaza de Armas. Para aquel momento, en este mismo lugar se celebró anualmente la conocida fiesta del Sol y sería en este mismo punto de Cusco donde Francisco Pizarro declaró la toma de Cusco a finales del siglo XV.

La plaza de Armas es el punto de partida para iniciar el recorrido histórico, cada uno de sus rincones propone un contacto místico con los elementos que aún se conservan a su alrededor.

Actualmente se puede ver alrededor de la plaza varios locales comerciales importantes, como sitios de comida, joyerías y por supuesto agencias de turismo. También podrás disfrutar de reconocidas franquicias como Starbucks, KFC y McDonalds.

Si visitas Cusco en determinadas temporadas podrás coincidir con algunos eventos festivos que se realizan en la Plaza de Armas como el Corpus Christi, La Semana Santa, Fiestas del Cusco, entre otras.

En dirección noreste te encontrarás con la Catedral de Cusco y al sureste la Iglesia de la Compañía de Jesús que data del siglo XVI o admirar el maravilloso jardín durante la tarde.

La plaza Regocijo

Ubicada en dirección oeste de la Plaza de Armas, aunque anteriormente formó parte de ella. Es una plaza muy hermosa y en ella están ubicados muchos

edificios gubernamentales, al transitar por allí te encontrarás el Edificio Municipal, el Cabildo y el Museo de Arte Contemporáneo. Tienes la opción de recrearte degustando alguna comida típica o un buen café.

Plaza San Francisco

Este es otro espacio importante en el casco central de Cusco. Tiene hermosas áreas verdes y en sus alrededores está la Iglesia San Francisco y el Colegio Nacional de Ciencias.

2. La Catedral de Cusco

Siguiendo nuestro recorrido nos encontramos con una majestuosa obra arquitectónica del mejor estilo colonial, la Catedral de Cusco, ubicada al frente de la Plaza de Armas.

Este mismo espacio sirvió de palacio real del Inca “Huiracocha” hasta que, de acuerdo a los registros, en el año 1560 se construye lo que hoy es la Catedral.

Es una grata experiencia visitar este lugar y poder contemplar lo imponente de su diseño y ornato, solo para que tengas una idea de su construcción; la custodia es de oro macizo y vestida de distintas piedras preciosas, como la amatista, el diamante, la esmeralda, entre otros.

Durante el recorrido por la Catedral de Cusco te encontrarás con varios espacios muy interesantes que harán de tu recorrido un tiempo muy ameno y educativo, como por ejemplo:

La Sala de Platería que es un pequeño lugar que alberga en su interior una colección de objetos de plata.

La pintura de Última Cena, un hermoso mural que está entre la Catedral y la Sacristía.

Sillería del coro un hermoso trabajo artístico hecho de cedro puro.

Y por último pero no menos importante, la estatua del Señor de los Tambores, una estatua emblemática del Perú que representa la crucifixión y la Sacristía que es un espacio que alberga los retratos de quienes fueron los obispos del Cusco.

Para recorrer la Catedral debes comprar el ticket de entrada que no solo da acceso a la Catedral sino también a otros lugares como el Museo Arzobispal, el Templo San Blás y el Templo San Cristóbal.

  • Los niños reciben un descuento del 50%. Pagan 13 Soles o 4$.
  • Los adultos pagan alrededor de unos 25 Soles o 9$.

3. Barrio de San Blas

Es parte del casco histórico de Cusco, solo a dos cuadras de la Plaza de Armas, es un barrio bastante poblado, su aspecto colonial le da un toque especial. Recorrer sus calles de día o de noche es igual de especial.

A lo largo de sus calles podemos encontrar lugares de venta de artesanía y talleres, los cuales exhiben las obras de los artistas más reconocidos de Cusco.

No nos tomará más de cinco minutos en llegar desde la Plaza de Armas hasta el Barrio San Blas, al estar allí hay una ruta que tradicionalmente es recorrida por los turistas para observar sistemáticamente todos los espacios de este hermoso lugar.

Una vez en San Blas, la mayoría de turistas y seguro tú también lo harás, se dirigen a la calle Hatun Rumiyoc, allí podrás observar un muro que es parte de las ruinas más antiguas de un palacio inca, que expone la piedra de los 12 ángulos. Actualmente hoy se ubica el Palacio Arzobispal y el Museo de Arte Religioso del Cusco.

Casi al final está la cuesta de San Blas, allí se exhiben las mejores obras de arte de la ciudad, puedes visitar tiendas, galerías y talleres; si eres amante del arte entonces será muy apropiado llegar hasta allí.

Otro lugar que viene bien visitar es la galería de Hilario Mendivil, quien fuera en vida uno de los mejores artistas de imaginería tradicional que Perú haya concebido; solo hay que llegar a la Plaza San Blas y allí encontrarás la galería.

Y finalmente un par de lugares más que sería conveniente visitar es la Galería de la familia Mérida y la Galería de Antonio Olave, exposiciones de obra y arte, que te dejarán un hermoso recuerdo luego del viaje.

Templos de Cusco

4. Templo de San Blas

Dentro del mismo recorrido del Barrio San Blas, visitar el Templo de San Blas es una parada obligatoria, su estructura interior y exterior, son de una belleza prominente que vale la pena contemplar.

Ubicado en las inmediaciones de la plazoleta de San Blas, está rodeado de casas coloniales y calles estrechas. Su construcción data del siglo XVI y en su interior tiene una gran exposición de obras y arte de gran riqueza cultural.

Importantes artistas como Fabián Pérez de Medina, Diego Quispe Tito dejaron en este lugar invaluables obras como el lienzo de la resurrección de Lázaro o la colección pictórica sobre la vida y obra del obispo San Blas. Destaca también su púlpito estilo colonial tallado en madera.

Para ingresar al Templo San Blas para apreciar su interior cuesta alrededor de unos 18 Soles o 5$ aproximadamente y los estudiantes cancelan la mitad de este valor.

5. Templo y Convento de La Merced

Ahora nos trasladamos al Templo y Convento de la Merced. Solo a cuadra y media de la Plaza de Armas y la rodea la plazoleta Espinar.

Si atraviesas la plazoleta Espinar te encontrarás con la puerta principal del templo, aunque cuenta con otro puerta de ingreso. Al ingresar se puede observar que el interior está distribuido por una nave principal y dos espacios laterales poco espaciosos.

El convento es un anexo del templo y actualmente cuenta con espacios museográficos en los que se puede apreciar obras artísticas maravillosas de tinte religioso por supuesto que se expresan específicamente en esculturas y pinturas, entre las que resalta es la pieza llamada la Custodia, elaborada en oro, plata y unas dos mil piedras preciosas, se estima que su peso total es de 22 kilos.

Uno de los aspectos más interesantes de recorrer en el convento es el primer claustro, que es de forma cuadrangular. Al visitar este primer claustro exhibe varios lienzos de importantes artistas como Ignacio Chacón y Basilio Santa Cruz, hay una sección que alberga las joyas del convento, pergaminos entre otros objetos de alto valor.

Otro dato importante es que en este primer claustro podrás visitar la famosa celda del fray Francisco Salamanca.

6. Templo y Convento Santa Catalina

Siguiendo con nuestro recorrido, nos corresponde visitar el templo y convento Santa Catalina, el cual descansa sobre una de las construcciones más importantes del imperio Inca, es decir, la Casa de las Escogidas.

Podemos llegar aquí desde la plaza de Armas hasta llegar a la plazoleta Santa Catalina que le sirve de preámbulo.

La actual construcción es un edificio bastante sencillo, cuenta con dos puertas de ingreso. En su interior encontrarás un museo que exhibe una importante cantidad de obras, objetos y elementos de la época de la colonia.

Una vez en el interior de la iglesia podemos contemplar un altar elaborado totalmente en madera de cedro, además de un pulpito y cuatro retablos. En la parte superior del altar está la imagen del Sagrado Corazón de Jesús y debajo se puede apreciar la imagen de Santa Catalina y Santo Domingo.

7. Museo de Santa Catalina

Este museo ubicado en el interior de la Iglesia Santa Catalina, es considerado el museo de arte colonial más completo en Cusco. Actualmente parte de este lugar acoge a una cantidad importante de monjas.

Visitar este lugar es conectarse con obras de arte reconocidas y de gran valor cultural, además dispone de varias salas como el salón del tesoro, la sala capitular, la capilla, el coro, la sala prioral y la sala de la clausuras.

Te podrás deleitar con la exposición de lienzos que honran al Señor de los Temblores, también la colección de la vida y milagros de Santa Rosa de Lima.

Si visitas la sala Capitular, se aprecian los murales del artista Tadeo Escalante, como un tributo, que refleja la vida y obra de Santa Catalina, por ejemplo, en el área superior se muestra la vida religiosa y en la parte inferior la vida cortesana.

Antes de despedirte del museo tienes que ver la hermosa custodia, un templo pequeño con una biblia y un perro elaborados en oro y plata totalmente y con decorado con piedras preciosas.

Para hacer el recorrido se debe comprar el boleto que actualmente cuesta unos 8 Soles o 3$ aproximadamente.

8. Palacio arzobispal y piedra de los 12 ángulos

Ahora debemos dirigirnos a la calle Hatun Rumiyoc, una vez aquí, encontramos el famoso Palacio Arzobispal.

Un edificio emblemático que en el pasado fuera el Palacio Inca Roca, este ha servido de residencia de distintas personalidades como el Obispo Valverde, el marqués de San Juan de Buenavista, entre otros.

Al entrar encontraremos un patio amplio de estilo renacentista, alrededor puedes visitar las salas del Museo de Arte Religioso, el cual fue aperturado en el año 1966 y exhibe una importante colección de pinturas religiosas.

Entre las exhibiciones más importantes del museo se encuentran doce lienzos de autores anónimos, en los que se plasma la grandeza de la fiesta del Corpus Christi, mostrando los altares, los adornados carros durante las procesiones y la población diversa que allí se congregaba.

Además también se exponen la llamada “serie del Zodíaco”, que está constituida por nueve obras de atribuidas a Diego Quispe.

Otro aspecto importante durante la visita al Palacio es el muro perimetral que le rodea ya que tiene la famosa piedra de los 12 ángulos, ésta se puede ver desde el exterior del Palacio.

Este muro fue construido por grandes bloques de piedra en la época del Imperio Inca.

9. Palacio del Almirante

A tan solo media cuadra de la Plaza de Armas, en dirección a la calle Cuesta del Almirante 153 tenemos el Palacio del Almirante, que también forma parte del recorrido turístico por Cusco.

Es una edificación que refleja lo mejor de la arquitectura civil de Cusco. Visitar este lugar es contemplar los detalles arquitectónicos que se preservan hasta hoy.

La edificación cuenta con un muro completamente inca muy bien preservado desde su construcción, además se observa por encima de la puerta principal, dos escudos labrados en piedra que exhiben las armas “mobiliarias” de los “Alderete y Maldonado”.

Es una casona muy espaciosa y consta de dos plantas. En el interior del Palacio hay un patio bastante amplio con una magnífica fuente en su centro.

Actualmente funciona en sus instalaciones el “Museo Inka”, el cual nos brinda una maravillosa exhibición de objetos y piezas de la cultura inca.

El museo nos narra muy ordenadamente la historia de Cusco desde sus comienzos hasta llegar al siglo XX. Verdaderamente es muy interesante pasearse por toda la historia del Cusco en el museo Inka.

10. Casa del inca Garcilaso de la Vega

En una de las esquinas de la Plaza Regocijo, se erige la Casa del Inca Garcilaso de la Vega, como podrás darte cuenta, aun estamos en el casco histórico de Cusco.

Actualmente funciona como un museo, dispone de mucho material de lectura y varias salas con material audiovisual. En tiempos pasados fue la casa del mestizo Garcilaso de la Vega.

Es especialmente interesante para los amantes de la cultura y la historia. De hecho se pueden apreciar documentos de alto valor histórico, textilería, objetos del período previo a los Incas.

11. Museo de Arte Precolombino

Como parte final del recorrido por el circuito histórico de Cusco, está el Museo de Arte Precolombino. Fue la escuela de los incas, llamada por ellos como “Amaru Cata”.

Cuando el proceso de colonización español, fue convertida en una casa del retiro religioso y más tarde funcionaria el Monasterio de Santa Clara.

Al visitar el Museo de Arte Precolombino, el visitante tiene a disposición unas 450 obras de arte, que datan entre el siglo 12 y el 15 respectivamente.

Hay un total de 11 salas muy bien acondicionadas que hacen muy ameno el recorrido por el museo.

El recorrido se realiza de una forma sistemática y ordenada, comenzando por la Sala de la Madera, entre otras salas y finalmente la Sala del Oro y la Sala de la Palta.

Al interior de la galería del museo podrás visitar tres tiendas interesantísimas:

  • H Stern Joyeros
  • Alpaca 111
  • Map Café

El costo de entrada está alrededor de los 20 Soles o 6$.

Así termina nuestro recorrido por el Centro Histórico de Cusco, cada rincón es una parte importante de la historia que vale la pena recorrer; la experiencia turística en cada uno de los lugares es realmente mágica; es por ello que te recomendamos que no escatimes ningún esfuerzo por venir y vivirlo personalmente.

Lugares turísticos alrededor del Cusco

Nuestro recorrido por Cusco no puede finalizar de otra manera que visitando los lugares que están alrededor de la ciudad, y aunque todo es importante e impresionante, es casi obligatorio al estar en Cusco, conectarse con los sitios que comprenden una atmósfera mística más amplia y que aún palpitan con la historia precolombina y la cultura Inca.

El recorrido al interior del casco central de Cusco, nos ha permitido aclimatarnos y adaptarnos al lugar, ahora corresponde adentrarse mucho más, en aquellos sitios en los cuales los Incas dejaron una estela de perfección y asombro arquitectónico, que la ingeniería actual no alcanza a comprender.

El solo hecho de maravillarnos ante estos majestuosos lugares ya es una razón suficiente para recorrerlos, además de su clima, su gente y su geografía.

Paseemos entonces por los lugares más prominentes alrededor del Cusco. Ante todo recuerda adquirir el Boleto Turístico en la Plaza de Armas de Cusco, para que puedas ingresar a los sitios turísticos en el Valle Sagrado.

Aspectos importantes a tener en cuenta

Te recomiendo que planifiques el viaje en grupo y contrates guías calificados, esto te permitirá ahorrar costes y tiempo para el momento en el que tengas que recorrer los diferentes sitios en el valle.

Para mayor tranquilidad y puedas disfrutar más el viaje te recomiendo que pagues un city tours en la agencia de viajes de tu preferencia.

En el caso que prefieras viajar individualmente, hay buses disponibles que realizan la ruta para el Valle Sagrado y parten desde la calle Puputi en Cusco.

1. El Valle Sagrado

Este es uno de los lugares más visitado de Latinoamérica. Al encontrarse a unos 15 km aproximadamente de Cusco, no te tomará más de 40 minutos en llegar si te trasladas en vehículo particular. El punto de partida para salir al Valle Sagrado es desde la Plaza de Armas.

Llamado también el Valle del Río Urubamba, está rodeado de montañas que forman parte de las cadenas de la Cordillera de los Andes.

El territorio que comprende el Valle Sagrado se extiende desde el pueblo de Pisac hasta Ollantaytambo, hay toda una ruta turística que permite el desplazamiento por todos estos pueblos, que hasta la fecha alberga a nativos quechua, por lo tanto, se puede conocer sus costumbres y formas de vida tradicionales.

Actualmente se ofrece “Turismo participativo – Culturas vivas”, una propuesta muy interesante para los turistas tanto locales como extranjeros al permitirles tener contacto directo con los nativos quechua, pudiendo el turista alojarse en sus casas y experimentar sus costumbres, actividades cotidianas y ritos.

Además encontrarás importantes cadenas hoteleras funcionando en el lugar para que la estancia sea muy satisfactoria, por lo tanto, puedes realizar el recorrido sin premura.

La vista al valle es realmente sorprendente y espectacular. Paisajes andinos muy hermosos, gente cálida y maravillosas obras arquitectónicas son parte del disfrute durante la estancia.

El río Urubamba permite que el valle tenga un suelo muy fértil y se vea toda la extensión de terreno de un verde vivo impresionante.

El valle tiene un clima verdaderamente agradable, en promedio entre los 19° y 24°, es un frío que no incomoda y en horas de la tarde se equilibra mucho mas.

Las montañas a cada uno de los lados le dan una vistosidad interesante y los incas le dieron el nombre de “Willcamayu” a este valle.

Para el momento en el que estaba el Imperio Inca, este valle era el principal productor de alimento para la región, ya que el río, como lo mencioné antes, mantenía el suelo irrigado permanentemente haciéndolo muy fértil y apto para la agricultura.

2. Complejo arqueologico Sacsayhuaman

Es un gran parque y complejo arqueológico. Comprende un total de 33 lugares en sus aproximadamente 3.000 hectáreas, siendo el más importante de ellos la Fortaleza de Sacsayhuaman.

En distancia de Cusco es relativamente cerca, a solo 3 km y se encuentra ubicado al lado norte de la Plaza de Armas. Recuerda que para poder disfrutar del recorrido debes comprar el Boleto Turístico del Cusco, dicho boleto te dará acceso a todos los sitios arqueológicos.

Sus paisajes y fauna silvestre sirven de gran atractivo, una variedad de especies de aves que se pueden observar a lo largo del recorrido; además de toda la galería arquitectónica en donde se fusionan elementos propios del Imperio Inca con las construcciones españolas durante la época de la colonia.

Destaca también la presencia de los seis monolitos de tamaño colosal en la cumbre, en los que se puede apreciar elementos de la escritura inca, que hasta el momento está lleno de misterio.

3. Ollantaytambo

Este lugar también llamado Ollanta fue durante la época del Imperio Inca, una ciudad amurallada, habían templos, espacios urbanísticos, otros dedicados a la agricultura y por supuesto su cerco de protección.

Desde Cusco se deben recorrer un poco más de 90 km, aproximadamente unas 2 horas 30 minutos en vehículo.

Es un lugar muy frecuentado por los turistas y su afluencia le ha convertido en uno de los sitios arqueológicos más destacados no solo de Perú sino de Latinoamérica. Es importante resaltar que aquí está la estación de tren que traslada a miles de turistas hasta la ciudadela sagrada, Machu Picchu.

A nivel histórico, fue un destacado punto administrativo y sirvió de residencia para personalidades importantísimas en el Imperio.

A nivel arqueológico, lo que precisamente caracteriza a este lugar, es el trabajo en piedra, es una experiencia impresionante, todo lo que quedó impregnado en el pueblo y las ruinas.

Por ejemplo, a 64 km de Cusco podemos encontrar el Conjunto Arqueológico, que fue lugar donde se llevaron a cabo distintas ceremonias incas. Aquí encontrarás edificaciones importantes como: “el Templo del Sol, destacando sus altos muros que miden unos 3 metros de alto aproximadamente, la Real Casa del Sol, el Recinto de las diez hornacinas, la Portada Monumental y por último el Baño de la Ñusta”.

Durante el paso por este sitio, tienes a tu disposición cadenas hoteleras reconocidas y buenos restaurantes.

4. Tambomachay

El próximo lugar a visitar es Tambomachay, solo a 7.5 km de Cusco, unos 35 minutos en vehículo.

Una vez aquí, vamos a observar varias construcciones, entre los que podemos mencionar los muros, acueductos y otras obras de ingeniería, por demás muy avanzadas para la época.

Se observan tres andenes paralelos y en el último un muro que mide 15 metros de largo por 4 metros de alto y lo embellecen 4 hornacinas.

Cuenta la historia que este lugar fue diseñado para que sirviera de balneario privado del Inca, donde pasaría su tiempo de descanso.

Durante el recorrido observaremos impresionantes obras hidráulicas, en las que destacan dos acueductos elaborados en la roca, que permitía que fluyera el agua limpia continuamente.

5. Pisac

Pisac es descrita como la puerta de ingreso al Valle Sagrado. Este pueblo se ubica al pie del cerro Intihuatana, se ha hecho famoso por ser preferido por muchos grupos místicos para realizar retiros y otras actividades espirituales.

Este lugar se encuentra a 33 km de Cusco y al llegar allí podrás visitar el mercado artesanal, uno de sus mayores atractivos, dónde encontrarás distintos objetos de valor cultural importante.

También se puede apreciar las construcciones de la época del Imperio y de la época de la colonia con acabados impecables. Además muy cerca del pueblo podrás visitar el Parque Arqueológio de Pisac, donde aún permanecen edificaciones elaboradas en piedra pulida de aquella época, también fortalezas militares y el cementerio incaico que se destaca por ser considerado el mas grande de América.

Si vas durante el fin de semana, entonces podrás observar la celebración de la fiesta dominical, que es dirigida por jefes Ayllus, vistiendo las prendas y trajes típicos de sus costumbres.

Y como parte de la propuesta de turismo participativo – culturas vivas”, el turista puede compartir de una feria local llamada “catu”, en la que se realizan trueques de productos agrícolas, una experiencia enriquecedora.

También es importante señalar que los días jueves se lleva a cabo en la plaza principal el llamado “mercado indio”, es decir una feria de artesanías, donde podrás encontrar una variedad de objetos y prendas de la zona que se pueden comprar a buenos precios a los artesanos nativos.

Te recomiendo que al llegar a Pisac visites los siguientes lugares:

  • Barrio de Intiwatana
  • Barrio de Qanchis Raqay
  • Barrio de K’alla Q’asa
  • Barrio de Pisaq’a
  • Barrio de Tianayuc
  • Grupo de Andenes de Acchapata
  • Torreones o Pucaras

6. Qenqo Kenko

Kenko significa laberinto y es considerado como uno de los lugares sagrados más importantes de los incas, en el se llevaban a cabo distintas ceremonias que honraban a los principales astros, es decir, el Sol, la luna y las estrellas.

Saliendo de la plaza de Armas, te toma un período de 15 minutos en llegar, ya que está ubicado solo a 3 km de Cusco.

Estando allí podrás visitar el anfiteatro que tiene una forma semicircular y galerías subterráneas.

Por ejemplo, el anfiteatro es una estructura semicircular, mide 55 metros de largo y sirvió como lugar de culto y ceremonias públicas. Al visitarlo también podrás observar 19 hornacinas incompletas y una inmensa piedra de 6 metros de altura.

Otro espacio para explorar aquí es la sala de los sacrificios, concretamente es una cámara subterránea, un tipo de cuarto labrado en una misma pieza de roca, históricamente se usó para embalsamar los cadáveres humanos y animales.

7. Sacsayhuaman

Se encuentra ubicado en las inmediaciones del Parque Arqueológico del mismo nombre, exactamente a 2 km de Cusco. El tiempo que puedes tardar en llegar, si vas en vehículo particular son unos 10 minutos, es bastante cerca.

Las ruinas que aquí se pueden observar son parte de un gran trabajo de ingeniería local por parte de los incas, se aprecian grandes pedazos de roca labradas que encajan perfectamente.

Esta majestuosa obra tardó unos 70 años en completarse, de acuerdo a lo que nos narra la historia y fue necesario un capital humano compuesto por unos 20 mil hombres.

Este lugar disponía de varias edificaciones, en los que se incluyen varios templos ceremoniales por lo que su objetivo fue netamente religioso, es decir, un gran lugar de adoración y culto pero con la posterior llegada de la conquista española a esta región, este sitio fue convertido en un edificio militar.

8. Puca Pucara

A solo 7 km de la ciudad de Cusco se encuentra Puca Pucara que debido a sus edificaciones fue categorizada como una fortaleza, que en lengua quechua significa “fortaleza roja”, ya que al entrar la tarde, pareciera que las piedras cambian de color.

Se piensa que por el diseño de su estructura urbanística sirvió de lugar de descanso y esparcimiento para la época, disponía de posadas que prestaban el servicio para los viajeros que transitaban por el camino.

También hay evidencias que demuestran que el objetivo de su construcción fue servir de contención para proteger Tambomachay ante un eventual ataque.

Al visitar Puca Pucara se puede observar distintos espacios perfectamente conservados, entre ellos, plazas, acueductos, edificios y caminos. Históricamente se cree que este fue un espacio construido para el Inca y su corte, en momentos que querían relajarse y descansar.

9. Valle Sagrado de los Incas

En el Valle Sagrado de los Incas es un lugar muy completo, su geografía es maravillosa, una variedad de especies se observan a lo lejos y lo sitios arqueológicos que le dan ese toque histórico enriquecedor.

Se puede pasar una mañana o tarde muy agradable en compañía de la familia y seres queridos, puedes practicar Birdwatching aprovechando la rica presencia de aves silvestres y la posibilidad de experimentar con deportes de aventura.

Al visitar el Valle Sagrado de los Incas no puedes dejar de visitar los impresionantes paisajes que te ofrece las montañas La Verónica y la Cordillera “Vilcanota”, verdaderamente majestuoso el recorrido.

Otro lugar imperdible en el Valle es visitar las Salineras de Maras y las Ruinas Incas de Moray.

Este lugar también es muy propicio para practicar el camping extremo o puedes elegir realizar un paseo en cuatrimoto, en el que puedes recorrer los pueblos cercanos y transitar por caminos naturales.

Además de lo que mencione anteriormente, tienes la posibilidad de hacer los recorridos en bicicleta, un tipo de turismo muy demandado y divertido.

10. Tips y tarifas para tomar el tren a Machu Picchu

Tomar el tren para llegar a Machu Picchu sigue siendo la mejor opción para los turistas, ya que el tren sigue la ruta por el Valle Sagrado permitiendo que no sea simplemente un viaje para trasladar al turista hasta el destino sino que el viaje en sí mismo es un recorrido.

Uno de los detalles que debes tener en cuenta es que Machu Picchu es un destino de alta demanda y por esta razón, las autoridades locales se han visto en la necesidad de limitar el número de visitantes que puede ingresar diariamente.

Se ha establecido como límite, la venta de 2500 Boletos diarios, por lo tanto, al planificar visitar este lugar debes tomar la previsión de reservar el boleto de tren con antelación junto con el boleto de entrada a la ciudad inca.

El costo de la tarifa en tren dependerá en gran medida de la agencia que le preste el servicio, hay servicios de diferentes precios de acuerdo a la comodidad que dispone el paquete.

Por ejemplo, el tren local, es un servicio exclusivo para las personas locales, los extranjeros no disponen del uso de este servicio. Un boleto en el tren local puede llegar a costar unos 25 Soles o 8$ solo de ida. Este tren parte de la ciudad de Cusco y su parada es en el pueblo de Aguas Calientes.

La agencia Perú Rail también ofrece el servicio de tren para los turistas extranjeros, y dispone de varios paquetes con distintos niveles de servicio.

Por ejemplo el más económico es el boleto en el tren expedition solo ida desde Cusco hasta Machu Picchu puede costar alrededor de unos 23 Soles o 80$.

Conclusión

La ciudad de Cusco, tanto internamente como sus alrededores nos ofrecen una experiencia realmente fascinante. Aproveche sus vacaciones y disponga del tiempo suficiente para realizar todos los recorridos sin perderse de ningún lugar, cada sitio deja su propia estela y enriquece su experiencia de una forma particular.

Procure contratar servicios de guía experimentados y oficiales, reúnanse en grupo y no trate de hacer las cosas en solitario ya que podría ser más incómodo que acertado.

Espero que esta guía completa pueda servirte de instrumento orientador para motivarte a planificar tu viaje con toda tu familia.